Just like a woman, en algún lugar del Reino Unido, 1966. Una de las más bellas composiciones de Dylan.

La partitura de Just like a woman ha viajado en la maleta de Bob Dylan por todo el mundo. Compuesta durante la gira por varios países durante 1965 con The Hawks (más tarde The Band), se grabó en los estudios Columbia de Nashville (Tennessee) el 8 de marzo de 1966 para ser incluida en el mítico Blonde on Blonde, el primer álbum doble de la historia del rock, donde Dylan volcó su más afilado ingenio tanto en la música como en las letras intimistas de las canciones. Es difícil seleccionar una versión en directo de esta canción dado que ha sido interpretada en cada etapa dylaniana, me sorprendió enormemente la escenificación que hizo de ésta durante la gira de la Rolling Thunder Revue en 1975, con el rostro pintado, los ojos perfilados, sombrero de plumas y una corte de músicos acomplándose al unísono, mientras Dylan fraseaba cada verso como si fuera el último. Impresionante. O la versión austera, pero no por ello menos sincera, que interpretó para el concierto por Bangla Desh en 1971 después de una larga ausencia en directo. Sin embargo, me rindo ante la interpretación de Just like a woman en un desconocido escenario del Reino Unido durante la gira de 1966, acompañado solo con la guirarra y la armónica, ante un público callado y ansioso de acústica, rompiendo el silencio de la noche con una voz desnuda y trascendente en acordes mercuriales, mientras su mirada desvaída y anfetamínica nos trasmite un lamento: “Nadie siente dolor, esta noche mientras estoy bajo la lluvia (...) Lo peor es este dolor aquí, no puedo quedarme aquí, no está claro eso…” (ver letra y vídeo al final del artículo). Siempre que escucho esta canción mi mente viaja a una tarde primaveral en el salón de mi casa, acompañado de una amiga, contemplando las fotografías interiores de la carpeta doble del disco. Sensaciones como aquélla jamás se olvidan.

Durante años se especuló sobre la chica a la que estaba dedicada esta canción, pero Dylan nunca entró al juego. Se señaló a su esposa, Sara, y luego a Joan Baez también. Pero ambas ya tenían su canción en el álbum, al menos, con certeza, Sara era la triste dama de la hermosa Sad-Eyed lady of the lowlands, que ocupaba toda una cara del elepé. Con Baez las alusiones resultaban, cuando menos, dudosas, aunque nadie desmintió que formaba parte del tempo de Visions of Johanna. Fue la cantante Patty Smith, buena amiga de Dylan, quien en un artículo para la revista Village ’65 Revisited escribió que la musa de Just like a woman no era otra que la modelo Eddie Sedgwick, una joven que frecuentaba el grupo conocido como las Chicas de Chelsea del artista Andy Warhorl y a la que se le atribuía un espíritu atormentado que le había llevado al refugio de las anfetaminas, una escapada para una vida trepidante plagada de infortunios que derivarían en su suicidio. Dylan hace alusiones en este sentido a lo largo del poema, pero jamás desveló más allá, sobre todo cuando Sedgwick ya tenía su ración de gloria en la canción de este álbum Leopard-skin pill-box hat. Lo que nos lleva a pensar en el círculo de artistas que se movían a mediados de los años sesenta en torno al Hotel Chelsea, en Nueva York, gente creativa en todos los frentes y una multitud de jóvenes alrededor buscando oportunidades. Tiempos de incertidumbre y creatividad.

Si la letra de Just like a woman rezuma tristeza, la música compensa el pesimismo: es una de las más bellas composiciones de Dylan que no ha pasado desapercibida para otros artistas, quienes la han versionado a lo largo del tiempo. Desde la maravillosa Stevie Nicks (cantando en solitario sin el grupo Fleetwood Mac) en un concierto en Los Ángeles el 1 de diciembre de 1993, donde imprime a la canción un ritmo más acelerado, a Charlotte Gainsbourg and Calexico, que marcaron su estilo en la banda sonora de la película I’m not there, sobre la vida de Dylan, pasando por Rod Stewart, que la incluyó en su álbum Tonight I’m Yours. Pero hay dos versiones de Just like a woman para descubrirse. Insuperables las de Richie Heavens en el Madison Square Garden el 16 de octubre de 1992 en el homenaje a Dylan, y la sorprendente, tocada al piano, de la cantante Ronee Blackley, quien derrama sensibilidad interpretando esta canción en su concierto para la KCRW FM de Santa Mónica el 4 de julio de 1993.

Como una mujer


Nadie siente dolor
esta noche mientras estoy bajo la lluvia
todos saben
que Baby tiene ropa nueva
aunque últimamente las cintas y los lazos
se desprenden de sus rizos,
ella te toma como una mujer, sí
hace el amor como una mujer, sí
y sufre como una mujer,
pero se desmorona como una cría.



Queen Mary es mi amiga,
sí, quizá la visite otra vez,
nadie debe suponer
que no se pueda bendecir a Baby
hasta que vea que es como el resto,
con su niebla, su anfetamina y sus perlas.


Llovía desde el comienzo
y yo me moría de sed,
así que me metí aquí
y tu larga maldición hiere,
pero lo peor
es este dolor de aquí
no puedo quedarme aquí
no está claro eso...


Yo no encajo,
sí, creo que es hora de dejarlo,
cuando nos encontremos de nuevo
presentados como amigos
por favor no desveles que me conociste
cuando estaba hambriento y en tu mundo
Ah, finges como una mujer, sí
haces el amor como una mujer, sí,
luego sufres como una mujer,
pero te desmoronas como una cría.

Bob Dylan interpreta Just like a woman en algún lugar del Reino Unido, 1966


video

Escucha aquí la versión de Richie Heavens en el Madison Square Garden en 1992.



Pie de foto: Dylan, en 1966, durante las sesiones de grabación del Blonde on Blonde. (Autor: Shatzberg)

0 comentarios:

Publicar un comentario

Este es un blog de información y divulgación de la música, la literatura y otras expresiones artísticas de Bob Dylan. Fue creado el 15 de enero de 2009, sin ánimo de lucro, con el fin de que la obra de este artista estadounidense sea conocida por las nuevas generaciones.

Visitas al blog

Correo electrónico

Correo electrónico
lagranjademaggiebobdylan.hotmail.es

Vuestros comentarios

Dylanitas

Derechos de autor

Si queréis reproducir parte o la totalidad de algunas de las informaciones que contiene este blog podéis hacerlo sin necesidad de solicitar permiso, aunque no estaría mal que citáseis la procedencia. Las fotografías, pinturas, grabados, vídeos y letras de las canciones son propiedad de sus autores.

  ©Template by Dicas Blogger.